viernes, 2 de julio de 2010

La perversión del lenguaje.

Esta noche ha sido una gran noche. Una de esas donde ves esperanza.

Por diversas circunstancias, el cambio de promotora, los que eran asiduos han ido creciendo, etc. Este año nos estaba resultando bastante difícil encontrarnos semana tras semana con un grupo de adolescentes y jóvenes más o menos fijo, pero hoy... Por primera vez me ha parecido vislumbrar el principio del comienzo del inicio de un grupo de jóvenes y adolescentes de unos 20 chicos más o menos estable y que pueden trabajar bien.
El caso es que como el fin de semana que viene (9, 10 y 11) tienen el II Encuentro Regional, se han puesto las pilas con la Danza y hoy han venido como 8 parejas, unas 16 personas a ensayar. No todos van a asistir al encuentro, por que hay algunos que han llegado tarde al grupo, otras que no quieren simplemente, pero todos están invitados a la Noche de Talentos del viernes donde cada institución presentará una o dos actuaciones o bailes. Además, hay otros 3 o 4 jóvenes que no están bailando por que no les gusta, pero que si vienen al encuentro, así que como dije antes, un grupo de 20 personas que puede estar muy apañao.

Ahora sólo hay que ofrecerles algo que les atraiga y les guste para lograr que sigan con nosotros después del encuentro. Ya hemos empezado a planificar una dinámica de reuniones semanales para suplir el tiempo que hasta ahora cubría la organización previa al II Encuentro.
Vamos a empezar con una reunión de reflexión con una video-canción (más concretamente: Hoy será mi primer día, de Los Aslandticos) y un teatro titulado "Mójate" con dinamismo y participación de los jóvenes, donde nos plantearemos cómo queremos que sea nuestro grupo, qué vamos a aportar al grupo y qué queremos hacer en el grupo y en las reuniones durante este año Está bastante bien preparada y creo que les va a impactar bastante, ya os contaré.

Por otro lado me gustaría comentaros algo curioso que me está pasando con estos jóvenes, y es que al soltarme y hablar con confianza y soltar expresiones como "de puta madre", "gilipollas" (en tono jocoso, por supuesto) o "coño" (en el mismo tono distendido) todos me miran como si fuera el diablo, el demonio o algo peor. Ya estaba prevenido sobre lo mal hablados que somos los españoles cuando venimos a Latinoamérica, lo alto de nuestra voz, o lo fuerte de nuestro tono; y es que aquí se habla como más... cohibido. Parece que no puedes decir nada que pueda resultar "feo", aunque no lo digas con ese sentido. Es lo que hace la educación del lenguaje.
No entro a debatir si está bien o mal, pero es curioso que una sociedad con un nivel educativo formal mucho más bajo que la sociedad española cuide de esta manera su lenguaje. ¿Tradición? ¿Cultura? No lo se, pero no deja de llamarme la atención.
Muchas veces creo que le damos más importancia a las tradiciones o a nuestra cultura, que a lo que significa en sí, por ejemplo: el típico caso de tirarse un eructo. Está bien visto en algunas culturas y en otras no. Mi madre cada vez que lo hago me recrimina y yo le digo que si le molesta. Al final acaba diciéndome que está feo, que está mal visto o lo que sea y yo acabo diciéndole que sea crítica con su cultura. Yo sé que puede molestar por que huela mal o por que el sonido no sea agradable, pero el caso es que mi madre no sabe decirme por qué le molesta, simplemente lo ha aprendido así.

¡Debemos ser críticos hasta con el más mínimo detalles señores!

Y de regalo, una canción de El Chojin, es un rapero con unas canciones muy buenas y que ya he usado varias veces para reflexionar. Si ponéis en el buscador del blog "canciones para reflexionar" encontrareis algún tema suyo. Se titula: La perversión del lenguaje, y va al pelo con el tema que os comento. No tiene desperdicio.


video

¿Qué os parece? Comentarios porfa plis.


P.D: TQ

No hay comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.